18.7.08

Renard dice:


Escribir es una forma de hablar sin que te interrumpan pero es, además, una actividad más complicada incluso de lo que parece porque, como decía Jules Renard, uno tiene que estar todo el rato demostrando su talento a gente que carece de él.”
El hombre verdaderamente libre es que sabe rechazar una invitación a cenar sin dar excusas.”
Enrique Vila-Matas: La inteligencia de Renard, EL PAIS, Libros de la semana, Babelia 12.7.08, Pág. 13
"OBSERVÓ QUE EL INFINITO NO ES MÁS QUE UNA SUMA DE PEQUEÑAS COSAS, A VECES MICROSCÓPICAS, Y HASTA INVISIBLES. TAMBIÉN QUE LO QUE EN EL MUNDO CUENTA Y TIENE VALOR SE NOS PRESENTA SIEMPRE SIN RUIDO, DE LA MANERA MÁS DISCRETA. PARA HABLAR DE TODO ÉSTO, RENARD SE ESFORZÓ EN BUSCAR LAS PALABRAS ADECUADAS.
QUISO SER ESCRITOR PARA PODER EXPLICAR LAS IMPRESIONES QUE DEJABAN EN ÉL LAS COSAS QUE NO SON FÁCILES DE EXPLICAR. NO ESCRIBIÓ TANTO COMO OTROS, PERO SE ENTREGÓ A LA ESCRITURA CON TAL APLICACIÓN. Y CONSTANCIA QUE, DEDICANDO LAS MISMAS HORAS, SE PODRÍA HABER CONSTRUIDO UNA PIRÁMIDE EN EGIPTO. EN SU DIARIO VEMOS SUCEDERSE LOS RATOS ALEGRES Y LOS AMARGOS A TRAVÉS DE ANÉCDOTAS Y COMENTARIOS CARGADOS DE HUMOR Y DISTANCIA.
RENARD VIVIÓ DOS VIDAS SIMULTÁNEAMENTE: EN MEDIO DE UN MAR AGITADO BRINCABA EL TERRIBLE NIÑO PELIRROJO, MIENTRAS EN LA CALMA CHICHA EL ESCRITOR SE LIMITABA A MANTENERSE A FLOTE. DEDICÓ PELO DE ZANAHORIA A SUS DOS HIJOS CUANDO ÉSTOS NO TENÍAN TODAVÍA SUFICIENTE EDAD PARA DARSE CUENTA DEL INMENSO REGALO Y, A LA VEZ, LA CLASE DE BROMA PESADA, QUE ERA LA VIDA A LA QUE ACABABAN DE ASOMAR. PRONTO LO DESCUBRIRÍAN; ANTES, CON SEGURIDAD, DE PODER LEER ESE LIBRO."
Jules Renard
(Chalons-Sur-Mayenne, 1864 - PARÍS, 1910)
Pelo de Zanahoria
http://www.mediavaca.com/autores/fichas/Frenard.html

Etiquetas:

2 comentarios:

Blogger CatiSampolFrontera ha dicho...

Hola Arturo:
Que tal el veranete? Mucho calor,no? Por aqui, las Mallorcas, tambien hace unas buenas calda! Pero eso no impidió que Vila-Matas se pasase por la isla. IB3, la autonomica, esta rodando una pelicula de una adaptación de una novela de Vila-Matas, y por eso se dejó caer por el barro de Sta.Catalina. Una de las escenas se rodaron en un bar emblematico del barrio, de mas de un centenar de años, casi en frente de "Villa Quetos". Lo malo es que nos enteramos despues de haber terminado todo.

Bueno, muy contenta por tu visita anterior. Como puedes ver no lo hago con mucha asiduidad, por falta de tiempo, pero voy poniendo cositas". Espero tu proxima visita y saber tu opinion, siempre bien recibida.

Un saludo y a ver si te dejas caer algun dia por la isla.

4:20 p. m.  
Blogger Cronopio ha dicho...

¿Calor dices? Sin mi igloo ya no soy nada. Esto es una penitencia, un purgatorio, una expiación. Una venganza de los dioses. Me levanto por las mañanas como si me hubiera fumado tres canutos…
Ah, el gran Vila-Matas, creo que es un buen tipo, al estilo Marsé, pero más simpático aunque tímido. Los exitosos tímidos tienen la ventaja, a mi entender, que tienen menos posibilidades de volverse unos cretinos con la fama.
Aunque en estos tiempos me arrastro más que ando, suplico más que hablo, ya sabes que siempre tengo un momento para una visita a mi amiga Cati que, por cierto, en mi modestísima opinión del sector “ilustres mediocres” creo que cada vez escribe mejor, es decir, su “pluma” mejora a marchas forzadas sin que por ello el estilo enmarañe la gran sentimentalidad del corazón que la impulsa. Amén.

10:19 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal